Tumores de partes blandas

Posted on mayo 4, 2014 by

Los tumores y lesiones de partes blandas representan un desafío diagnóstico, en primer término, debido a la ansiedad del médico informante por arriesgar un diagnóstico preciso o ponerle nombre y apellido a la lesión; y en segundo lugar por la cantidad de lesiones de este tipo que son hallazgos durante la realización de estudios imagenológicos por otras causas y que, por lo tanto, no presentan síntomas clínicos asociados. Entonces, el radiólogo suele encontrarse ante lesiones de todo tipo, que son hallazgos incidentales y que no sabe cómo valorar.

Las lesiones tumorales de partes blandas que llegan a la consulta para ser estudiadas mediante métodos de imagen, serán o han sido ya, valoradas anatomopatológicamente. El estudio de imágenes apunta en general a conocer ciertas características de la misma como: extensión, tamaño, compromiso de las estructuras adyacentes, relación con los paquetes vásculo-nerviosos, etc.

En este trabajo del American Jornal of Roentgenology se presenta una lista de 8 pasos a tener en cuenta al momento de describir una lesión tumoral de partes blandas, con el propósito principal de excluir una lesión maligna o sarcomatosa.

Soft-Tissue Lesions: When Can We Exclude Sarcoma?

Pasos:

  1. Puede ser una estructura normal? (variante anatómica?)
  2. Contiene predominantemente líquido?
  3. Contiene grasa?
  4. Posee áreas prominentes de baja señal en T2?
  5. Está dentro o cerca de una articulación?
  6. Está en relación con un tendón o ligamento?
  7. Es predominantemente vascular?
  8. Está en relación con una estructura normal?

De esta manera, al responder sobre cada lesión las preguntas antes citadas, se podrá tener una aproximación al origen de la lesión, descartar ciertas alteraciones y proponer algunos diagnósticos diferenciales. Dado que la mayoría de las lesiones serán estudiadas anatomopatológicamente el radiólogo puede indicar cual es el sitio de la lesión más apropiado para obtener un rédito diagnóstico.

 

 

partes blandas